Desde un capitel califal del siglo X y un relieve de la Santísima Trinidad del siglo XVI que coleccionó Joaquín Sorolla en su biblioteca, a su pasaporte, sus cartas, fotografías, dibujos, pinturas… hasta 100 objetos que tuvieron un significado especial para el pintor valenciano permiten hoy acercarse a su figura a través de historias vitales poco conocidas, en muchos casos inéditas, acerca de su personalidad, amistades, inquietudes, aficiones o gustos personales.

Es la última propuesta del Museo Sorolla y su fundación para culminar el homenaje que a lo largo del último año se ha rendido al artista en el centenario de su fallecimiento.

Covadonga Pitarch, comisaria de la exposición ‘Sorolla en 100 objetos’, ha realizado «un minucioso trabajo de investigación» para que los visitantes descubran su figura a través de una selección de objetos cotidianos, curiosos, raros o exóticos atesorados por la familia del artista, según señala el Ministerio de Cultura en una nota.

Las piezas, que transmiten recuerdos personales, relaciones familiares, amistades profesionales, pasiones coleccionistas, arraigos o aspiraciones, pertenecen en su mayoría a la colección permanente del Museo Sorolla y de la Fundación Museo Sorolla, aunque se han añadido tres préstamos procedentes de colección particular. De los 100 objetos escogidos entre los más de 2.300 que el pintor reunió en vida, 25 se muestran por primera vez al público. Nueve de ellos han sido restaurados para la ocasión.

Imagen principal - La muestra reúne objetos que coleccionó el pintor, como un relieve de la Santísima Trinidad del siglo XVI, un cinturón mágico-religioso de amuletos del siglo XVII o una máscara de teatro Noo
Imagen secundaria 1 - La muestra reúne objetos que coleccionó el pintor, como un relieve de la Santísima Trinidad del siglo XVI, un cinturón mágico-religioso de amuletos del siglo XVII o una máscara de teatro Noo
Imagen secundaria 2 - La muestra reúne objetos que coleccionó el pintor, como un relieve de la Santísima Trinidad del siglo XVI, un cinturón mágico-religioso de amuletos del siglo XVII o una máscara de teatro Noo
Popular y coleccionista
La muestra reúne objetos que coleccionó el pintor, como un relieve de la Santísima Trinidad del siglo XVI, un cinturón mágico-religioso de amuletos del siglo XVII o una máscara de teatro Noo
Museo Sorolla

A través de 16 secciones, el visitante recorre la biografía de Sorolla, desde su infancia (‘De la tragedia a la felicidad. Las familias del pintor’) a sus sueños de juventud (‘Roma’) y sus amistades (‘Pedro Gil Moreno de Mora. Historia de una amistad’). En ‘Un valenciano en Madrid’ se ilustra el apego de Sorolla a su tierra natal, mientras que los apartados de ‘Un camino a seguir’ y ‘La escuela valenciana’ ahondan en sus fuentes de inspiración y en su papel como máximo exponente del grupo.

El visitante se podrá acercar además a una selección de los más de 700 libros que Sorolla atesoró en su biblioteca, así como a piezas de autores, como Sargent o Rodin, con los que intercambió obras y regalos durante sus frecuentes viajes internacionales.

‘Exotismos’, ‘Los discípulos’, ‘Mujeres artistas’ y ‘Los hijos del pintor’ son otras de las secciones de esta exposición que concluye con ‘Un pintor coleccionista’ , ‘Fascinación por lo popular’ ,’El éxito’ y ‘Las últimas pinceladas’, que narran la popularidad de la que Sorolla disfrutó en vida a través de medallas, caricaturas y fotografías.

‘Sorolla en 100 objetos’, que permanecerá abierta hasta el 29 de septiembre, sucede a las muestras ‘Sorolla. Orígenes’, ‘¡Sorolla ha muerto!, ¡Viva Sorolla!‘, ‘En el mar de Sorolla con Manuel Vicent‘ y ‘Sorolla, viajar para pintar. Otra visión de España’ que, según resalta Cultura, han batido cifras record al superar en su conjunto los 372.350 visitantes.